Entendiendo los 3 Estados de Conciencia: 3D, 4D y 5D por Tanaaz

14063868_1239645146078170_7743442593159194077_n

No hay duda de que existen otras dimensiones o ámbitos en este Universo. Puede que los hayas visto tú mismo a través de tus sueños o por medio de viajes astrales. Puede que hayas sentido la experiencia de déjà vu, o simplemente sentido a través de una meditación que hay mucho más que lo que podemos comprender.

Así como tenemos distintas dimensiones en este Universo, también tenemos distintos estados dimensionales de conciencia. Estas dimensiones disponibles para nosotros en la Tierra se conocen como 3D, 4D y 5D.

Estas dimensiones no son lugares reales, sino más bien estados de conciencia. Aquí en la Tierra, todos estamos viviendo la vida en 3D, 4D, 5D o una combinación de las tres.

De hecho, es muy probable que la mayoría de la gente en la Tierra esté yendo y viniendo entre dos o tres de estos estados dimensionales de conciencia, dependiendo de dónde estén en sus vidas.

Aunque todos estamos viviendo en el mismo planeta y estamos rodeados por el mismo mundo, nuestra percepción de éste será diferente dependiendo de desde qué estado de conciencia estemos eligiendo ver las cosas.

Aquellos que perciben las cosas desde un estado 3D van a ir por la vida de manera muy distinta a alguien que percibe las cosas desde un estado 5D.

Si te da curiosidad saber en qué estado dimensional está tu conciencia, aquí hay una breve explicación de cada una:

 

Vivir en un Estado 3D

La conciencia 3D está viendo las cosas desde un estado puramente físico. Tú te ves como un individuo que está separado de los demás.

La vida se siente como “la supervivencia del más fuerte” y te identificas con cómo te ves, el trabajo que tienes, el coche que conduces y la gente con la que te rodeas. Sientes temor de perderte de algo o no tener suficiente.

Las cosas se perciben como buenas o malas y la vida es una competencia. No hay suficiente para todos y algunas personas tienen que perderse de algo. La satisfacción se encuentra en hacer dinero y estatus social.

Tus pensamientos no tienen poder sobre tu realidad y lo que se te presenta en la vida es simplemente una coincidencia. Dependes de tus cinco sentidos para moverte por el mundo.

Hay mucha alegría en vivir la vida desde el estado 3D, pero el dolor y las emociones más profundas pueden ser difíciles de manejar.

En un estado 3D no hay ningún deseo de ir hacia dentro o mirar las cosas desde un punto de vista más profundo. La vida se desarrolla apenas rozando la superficie. No hay ningún deseo de profundizar o entender el significado más profundo detrás de las cosas.

Vivir en un estado 4D

Mucha gente cree que el estado de 4ª dimensión actúa como un “portal” a la 5ª. Estando en 4D es fácil volver a un estado 3D, sin embargo, este salto en conciencia es mucho más difícil cuando se llega a un estado 5D.

La conciencia 4D empieza a despertar a la idea de que todos estamos conectados y que hay más en la vida de lo que se ve a simple vista.

Los pensamientos son poderosos y pueden cambiar la forma en que se percibe la realidad. Todavía se experimenta la dualidad y la idea de bueno y malo, pero hay más compasión y comprensión detrás de ello.

Hay una apertura a la importancia de la dieta, la meditación y llevar un estilo de vida saludable. Lo que pones en tu cuerpo se vuelve importante y hay el deseo de prestar atención a cómo afectan tus acciones al medio ambiente y a quienes te rodean.

Hay un fuerte deseo de encontrar tu propósito y seguir tus pasiones. Entiendes que la vida es para disfrutarla y que te mereces vivir la vida de tus sueños.

Percibes el mundo a través de 6 sentidos y tu intuición comienza a crecer y expandirse. Buscas un significado más profundo a la vida y puedes comenzar a ver la sincronicidad/magia del Universo.

Vivir en un estado 5D

Una vez que alcanzas un estado de conciencia 5D, es muy difícil volver a un estado 3D.

Desde este nivel de conciencia, empiezas a comprender que todos somos uno y todos estamos conectados. La vida se convierte en una aventura de crecimiento y no existe bueno o malo. Hay un propósito más elevado para todas las cosas y cada experiencia tiene significado.

Hay sentimientos más fuertes de amor y conexión con los demás, con el planeta e incluso con las galaxias que nos rodean. El amor y la compasión reinan supremos y no hay ningún juicio. Entiendes que todo el mundo está en su propio recorrido.

Se considera a todos iguales y hay el deseo de vivir desde una postura de pura autenticidad. Entiendes que tu propósito es vivir tu verdad y buscar la alegría.

Desde este estado, sabes que no hay competencia y que hay suficiente en el Universo para todos. Sientes abrumadoras emociones de amor y compasión por la vida, la Madre Tierra y las estrellas.

Tu intuición es extremadamente fuerte y te sientes conectado con seres angélicos.

Es importante recordar que estos estados de conciencia no son “mejores” ni “peores” que otros. Cada alma en esta Tierra tiene su propio camino que recorrer y sus propias razones para elegir en qué estado dimensional vivir.

Estados de Conciencia Aun Más Elevados

Lo que es más interesante que estos estados dimensionales son los que vienen después.

Hay estados de conciencia más altos, pero se cree que estos son accesibles sólo después de haber dejado nuestros cuerpos físicos. Sin embargo, es posible acceder a estos estados a través de la meditación, nuestros sueños e incluso con ciertas hierbas/plantas medicinales.

En estados de conciencia más altos hay 3 diferencias clave –

Percepción del tiempo Poder de los pensamientos Sentimientos de unicidad

Se cree que en 6D y 7D nuestros pensamientos son tan poderosos que todo lo que tenemos que hacer es pensar en un lugar y podemos viajar allí.

Sin un cuerpo físico, en estos estados podemos volar donde queramos, tan rápido como queramos y tenemos una comprensión muy fuerte de la conciencia de unicidad.

El tiempo no es lineal y no se puede medir, sino que el tiempo se siente interminable.

No hay miedo en estos estados de ser y todo se percibe desde una postura de amor puro e incondicional.

En estados aun superiores como 8D, 9D y 10D, se cree que podemos retornar nuestra energía a la Fuente, fusionarnos con otros en nuestro grupo álmico y viajar a distintas galaxias.

En estos estados superiores también podemos reencarnar de nuevo en la Tierra o en otros sistemas estelares. El alma también puede elegir seguir subiendo a niveles más altos de conciencia.

 

Copyright 2017. Forever Conscious. foreverconscious.com

Traducción: Margarita López

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s